REDES DE AMOR Y MEMORIA

Una amiga, Ana María Atienza, comparte esto conmigo, desde Tucumán. Es un post en facebook de Nati Ariñez, a quien no conozco. El post va acompañado por esta foto: 

Imagen

“Este es el libro de las coincidencias. Resulta q hace unos días, alguien a quién hace muchos muchos años no veo, solicita mi amistad en facebook, acepto y entro en su muro, tamañísima sorpresa y emoción encontrar que su último post era un poema de mi papá. Se lo comento y se lo agradezco y él, que ni imaginaba que era mi padre, me cuenta que el día que lo posteó inmediatamente me mandó solicitud de amistad. Una de esas ráfagas que quién sabe de donde vienen no? Resultó ser q el poema lo leyó no en el libro Palabra Viva, hermosísima publicación q reúne a poetas y escritores detenidos desaparecidos, sino que, me cuenta, lo leyó en el libro “Masacre en el Pabellón Séptimo” de Claudia Cesaroni . Este libro que supo hacer popular el Indio Solari en su último recital, y que recomendará leer a las 100.000 personas q lo escuchaban, es el mismo libro, q al mismo momento que él me contaba esto, la Loli hojeaba en una librería y la Julita veía x Internet, el q la Carito me regalaba horas después, y el que Emilce Moler (con quién compartí una charla ese mismo día) al mirarlo en mis manos me decía q ella estuvo detenida al frente del 7mo, el mismo libro del q habla un artículo de los compañeros de La Palta en estos días. Muy loco! Mas loco fue que Francisco me contara que la autora del libro eligió una poesía para iniciar cada Capítulo, ahí aparecían Cortázar, Tejada Gómez, Miguel Hernández, Tuñón, Walsh, Dalton, Girondo y mi papá!! Qué honor!! Sin embargo el mayor honor es ver que sus versos se rescaten en un libro que intenta visibilizar la masacre criminal e impune de 64 presos comunes, que en 1978 en el Penal de Devoto, murieron en manos del Servicio Penitenciario Federal en el marco del peor genocidio de nuestra historia reciente. Para ellos tampoco habrá ni Olvido ni Perdón. Mi papá JORGE DE LA CRUZ AGÜERO, militaba en la Organización Comunista Poder Obrero junto a mi mamá, iba al último año del Instituto Técnico, tenía 17 años y era poeta. Mi papá no tuvo tiempo de ser todo lo que podría haber sido, es verdad. Se lo llevaron muy pronto, con una Luna por parir y una revolución que construir. Pero no se lo llevaron lo suficientemente pronto como para no dejarme su poesía, su sonrisa en la mía (dicen), el amor por el helado de limón y los libros de Agatha, y una estrella roja en la frente, que llevo con inmenso orgullo.”

 

El poema del papá de Nati es este: 

Tal vez si los últimos
seres
que quedaran sobre esto
bajaran
sencilla, humildemente los ojos
hacia adelante
la libertad sería
en serio
un pedazo de eternidad.

Jorge de la Cruz Agüero, poeta desaparecido a los 17 años de edad.

A mí, simplemente, parece que me va a estallar el corazón de la emoción. 

Anuncios